Dos mujeres de 23 y 19 años y una menor de 13 años han resultado afectadas por inhalación de monóxido de carbono debido a los gases emanados de un grupo electrógeno en una vivienda situada en la calle Enrique Granados de Pepino (Toledo).