Las demandas de actuaciones de emergencia social en el primer semestre de 2014 recogidas por el Servicio de Emergencias Social de la Comunidad de Madrid han bajado un 6 por ciento con respecto al mismo periodo del pasado año.