Entre 75 y 100 pacientes madrileños son trasplantados cada año con órganos procedentes de fallecidos tras sufrir una parada cardiaca en el ámbito extrahospitalario, según ha destacado este miércoles el viceconsejero de Asistencia Sanitaria, Manuel Molina, en la inauguración de la jornada sobre donación en asistolia en los Servicios de Emergencias.